Oración por los Compañeros que se han ido el año 2009

                      LA MUERTE NO ES EL FINAL

                     Cuando la pena nos alcanza
                     por un compañero perdido,
                     cuando el adiós dolorido
                     busca en la fe su esperanza.

                     En tus palabras confiamos
                     con la certeza que Tú
                     ya le has devuelto a la vida,
                     ya le has llevado a la luz.

                                        TOQUE DE ORACIÓN

                     Lo demandó el honor y obedecieron,
                     lo requirió el deber y lo acataron;
                     con su sangre la empresa rubricaron
                     con su esfuerzo la Patria redimieron.

                     Fueron grandes y fuertes, porque fueron
                     fieles al juramento que empeñaron.
                     Por eso como valientes lucharon,
                     por eso como mártires murieron.

                     Inmolarse por Dios fue su destino,
                     salvar a España su pasión eterna,
                     servir en el Ejército su vocación y sino.

                     No quisieron querer a otra Bandera,
                     no pudieron andar otro camino,
                     no supieron morir de otra manera.
 

 ¡Oh Dios!, Padre nuestro y amigo de los hombres, que premias con generosidad los actos nobles de tus criaturas:

     A cuantos hicieron oblación de sus vidas en el servicio de España, concédeles tu amistad y el premio de la vida eterna. Y a nosotros, los que caminamos aún aquí en la Tierra, españoles de diversas creencias religiosas y concepciones de la vida, ayúdanos a estar unidos en la construcción de la paz y de la justicia.

     Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén

Siempre estareis en nuestro corazón.

XXII Promoción A.G.M